9 de octubre de 2013

¿Videojuego o película?


La nueva apuesta de David Cage ha tenido críticas muy dispares. Y se reaviva el debate  de "qué es y qué no es un videojuego."


En primer lugar, esto no es un análisis. Es solo mi opinión. Si no pensais lo mismo, estaré encantado de debatir.

Heavy Rain fue un título rompedor. Se podría decir que más que un videojuego, era una película interactiva. Y por esto mismo fue tanto alabado como criticado, pues se pone en entredicho qué es un videojuego. Hasta que punto puede no influir el propio jugador en el desarrollo del juego y seguir siendo considerado como tal y no como un vídeo mínimamente interactivo. Con Beyond: Dos Almas se reaviva esta polémica, que ya levantó ampollas con el Walking Dead de Telltale Games. Un juegazo que basa su calidad en la historia y en un cel shading que se asemeja al estilo del cómic original.

En TWD, la historia es lo que cuenta. Si sólo por jugabilidad fuera...

Con los primeros análisis de Beyond vemos que seguímos sin tener muy claro cual es el límite entre juego y película. Para algunos las interacciones son suficientes, para otros, todo lo contrario y ven a este juego como una película (aquí dejo aparte el tema de que la historia del juego sea buena o mala, ya que no la he disfrutado al completo). Bajo mi punto de vista, Beyond, Heavy Rain y TWD* (de Telltale Games) son un paréntesis en el saturado mercado videojueguil, un descanso, si lo quereis ver así, de tantos shooters y juegos genéricos. Un momento en el que jugar bien o tener habilidad con el mando no sea necesario para disfrutar de historias muy bien construidas e incluso emotivas. Pero aquí las cosas dependen de cada persona: habrá quien necesite acción constante para no aburrirse y habrá quien sepa apreciar buenas historias sin tener que recurrir al gatillo fácil. Aun así, la demo de Beyond: Dos Almas esta disponible en PSN, así que probadla y decidid vosotros mismos.

*Aclarar que The Walking Dead es una aventura gráfica, aun así la meto en el carro pues lo que acerca los juegos de quantic dream al cine y no tanto a la aventura gráfica (que pueden ser considerados como tales) es la presencia de actores famosos y/o su realismo a la hora de crear a los personajes o entornos.